Con la misma piedra…

Tropezar no es malo, si lo sabemos aprovechar porque, en cada amanecer, a cada paso, a cada día, en diferentes momentos o circunstancias hemos tropezado… Tropezar no es malo porque de ahí nacen las experiencias y de esas experiencias, la sabiduría… lo malo realmente está en tropezar otra vez y, peor todavía si tropezamos con la misma piedra….

Como dijera mi tío Alex: eso ya es otra cosa, pero esas caídas o tropiezos no deben de frenarnos, al contrario, deben enriquecer nuestro camino como una sabia experiencia.

Por ejemplo, un día usted y yo soñamos o pensamos andar por estos caminos o por estas tierras y surge la pregunta: ¿porque estamos acá? o ¿porque estoy aquí? porque es muy nuestra aquella frase o tonada de una canción que dice: yo no vengo a ver si puedo, sino porque puedo vengo.

Y bien, sabemos a que tenemos que hacerle frente a un sistema diferente al de donde yo vengo, a un idioma diferente al mío, a otras costumbres, al clima, ya sea gélido o quemante, eso no importa porque somos una raza de bronce que podemos sortear y saltar cualquier barda… perdón debo decir, saltar cualquier cosa… Bien dijo mi tío Antonio: “hijo si quieres que en tu camino y en la vida te vaya bien no olvides esto ‘a la tierra que fueres has lo que vieres’”.

Vaya, vaya, que viejo tan sabio mi tío Toño, mas claro ni un amanecer en verano… así que esa es la fórmula, metámonos al sistema, hablemos el idioma y adoptemos sus costumbres sin perder las nuestras y eso nos hará mas fácil el camino. Es mas, estoy seguro que hasta al o a los vecinos les caeremos mejor, ¿porque? Porque ahora si nos vamos a entender, así tendremos una mejor comunicación y, por ende, un mejor entendimiento. Eso sería solamente la entrada, como quien dice ya está el terreno listo ahora va la siembra.

Así empezamos otro capítulo de nuestra vida, otro año nuevo, recuerda que cada día que vives es una ocasión especial y hay palabras o situaciones que te pueden cambiar la vida que es una experiencia para gozarla, no para sobrevivirla, así que no guardes nada. Si quieres para ir al supermercado ponte tu traje nuevo, a tu perfume úsalo cuando quieras, elimina de ti frases como uno de estos días si vale la pena hacerlo ahora, porque esperar entonces… el momento es hoy porque mañana quizás no estemos. Por eso debemos ver a los amigos que vería uno de estos días o decirle a la gente que quiero cuanto los quiero… Piensa para ti mismo que este es un día especial, si quieres a tu familia, a tus hermanos, a tus amigos, a tus compañeros entonces ya no pienses en “uno de estos días”, porque ese día puede estar muy lejos o puede que no llegue nunca…

Recuerda que es año nuevo, se feliz y con gusto da a la gente lo que tu esperas de ellos… ¡Ah! no gastes todo lo que posees, duerme menos de lo que te gustaría y, por fin, cuando digas “te amo” dilo de verdad… Piensa que la casualidad no existe, hoy nos leíste aquí, en Ultimas Noticias, no por casualidad, nos encontramos por causalidad, así que volveremos a encontrarnos…para todo hay tiempo y, por fortuna, estamos a tiempo… Feliz año nuevo.

Leave a Comment