El próximo lunes 18 de abril Miles de personas se congregarán enfrente de la Corte Suprema a favor de las Acciones de Inmigración del Presidente Obama

Líderes y seguidores marcharán por DAPA y DACA+ frente a la Corte Suprema y en más de 20 Ciudades

El lunes 18 de abril, miles de familias y sus aliados se congregarán enfrente de la Corte Suprema de Justicia de los Estados Unidos para mostrar su apoyo a las acciones ejecutivas de inmigración del Presidente Obama. La Corte escuchará los argumentos sobre las iniciativas de acción diferida DAPA y la expansión de DACA.

Miembros del Congreso, funcionarios electos, líderes laborales, de la comunidad y de derechos civiles, se unirán a las familias elegibles para la acción diferida y a miles de personas más, con  el fin de enviar un fuerte mensaje en defensa de las medidas de inmigración del presidente.

Al mismo tiempo que los líderes y sus aliados hacen un llamado a los Jueces enfrente de la Corte Suprema para que levanten el bloqueo en contra de las iniciativas,  más de veinte ciudades estarán llevando a cabo acciones simultáneas para hacer eco al mismo llamado y también urgir a los dirigentes electos para que defiendan los programas de inmigración.

El lunes 18 de Abril, el máximo tribunal de justicia celebrará una audiencia para que los abogados del Departamento de Justicia y de los 26 estados demandantes (24 de ellos gobernados por Republicanos) presenten argumentos orales. Esta instancia es fundamental para saber si se podrá finalmente implementar la expansión de la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) y la Acción Diferida para Padres de Ciudadanos Estadounidenses y Residentes Permanentes Legales (DAPA) que beneficiarían a casi cinco millones de inmigrantes sin estatus migratorio que viven en el país.

Hasta ahora los demandantes argumentan que el Presidente Obama se extralimitó en sus poderes y que los programas DAPA y DACA violan la Constitución porque el mandatario cambió unilateralmente la ley de inmigración, algo que sólo compete al Congreso.

La Acción Ejecutiva firmada por el Presidente Obama ofrece, a quienes califiquen, una oportunidad para mantenerse temporalmente en el país durante tres años, siempre y cuando aprueben una revisión de antecedentes y paguen impuestos. Pero no podrán contar con un camino a una eventual ciudadanía y no podrán ser elegidos para recibir beneficios legales o programas de salud.  En Estados Unidos viven aproximadamente 11 millones de inmigrantes sin estatus migratorio, según los cálculos del Gobierno, de los cuales la mayoría son latinoamericanos y, más de la mitad, mexicanos.

La Acción Ejecutiva del Presidente Obama, que estudiará la Corte Suprema, amplía el programa de DACA cuyo objetivo es evitar la deportación de jóvenes indocumentados que llegaron de niños al país y crea un nuevo programa de Acción Diferida para Padres (DAPA). Quiénes se podrían beneficiar de esta medida son los padres de niños nacidos en Estados Unidos o que sean residentes legales y que sus padres estén en el país desde antes del primero de enero de 2010.

La Corte Suprema probablemente de un veredicto sobre este tema antes  del inicio del verano. Si la Corte aprobase la Acción Ejecutiva los programas entrarían en vigor antes de que el Presidente Obama deje la Casa Blanca.

 

 

Leave a Comment