El Senado de Illinois aprobó la reforma al financiamiento de la educación

El Senado de Illinois aprobó esta semana la iniciativa SB 231 que reforma el financiamiento asignado a la educación, actualizando un sistema que ha permanecido obsoleto por décadas. Bajo esta fórmula, que privilegia la necesidad de los distritos escolares más pobres, las minorías, los grupos vulnerables y las áreas con bajos ingresos recibirán más ayuda del estado.

La forma en que se financia la educación podría cambiar significativamente para bien a partir de esta semana luego de que se aprobara la iniciativa SB 231, patrocinada por el Senador Andy Manar (D-Bunker Hill).

El proyecto de ley actualiza un sistema arcaico estancado por décadas y que, por ello, no reconoce la realidad demográfica de Illinois. “Hoy el Senado de Illinois tomó el liderazgo para traer justicia y equidad a cómo financiamos las escuelas en Illinois. Hoy más que nunca contamos con el apoyo de más líderes que saben que al avanzar este proyecto de ley estamos haciendo lo correcto”, dijo el Senador Manar.

El plan de Manar es el resultado de tres años de amplias consultas que derivaron en la inclusión de opiniones de los legisladores de ambos partidos y del Gobernador.

Esta semana se incluyó una enmienda adicional que busca aliviar los efectos de los distritos escolares pudientes que podrían perder recursos, dinero que será asignado a los distritos más pobres a través de un período de transición que entrará en efecto pleno en cinco años.

“Estamos a sólo un paso de dejar atrás el sistema de financiamiento escolar más regresivo e injusto de la nación. Nuestros estudiantes merecen este cambio,” dijo Manar.

Bajo la nueva legislación, se adjudicarían los recursos con base en el criterio de “necesidad” privilegiando a los distritos escolares de bajos recursos, estudiantes que aprenden inglés como segundo idioma y estudiantes con discapacidades.

Manar busca actualizar la fórmula a la educación, que data de 1997 y que no reconoce los cambios demográficos que han ocurrido en Illinois en los últimos 19 años. La propuesta de ley busca acabar con la inequidad actual en la que un distrito escolar rico destina más de 30,000 dólares por pupilo, mientras que un distrito pobre sólo destina 6,000 dólares (cantidad por debajo del mínimo aceptable 6,119 dólares).

Algunos de los aspectos que incluye la iniciativa SB 231:

  • Asignará recursos en base al criterio de “necesidad”.
  • Otorgará más dinero a áreas con estudiantes de bajos ingresos.
  • Destinará más recursos a estudiantes que aprendan inglés como segundo idioma.
  • Apoyará a los estudiantes con discapacidades.
  • Eliminará el fondo especial para Chicago “Chicago Grant” para asignar recursos bajo el criterio de “necesidad” como cualquier distrito escolar de Illinois.
  • Cubrirá los 190 millones de dólares para pagar el costo normal de las pensiones de las Escuelas Públicas de Chicago, actualmente CPS es el único distrito del estado que paga sus propias pensiones.
  • Ningún distrito escolar perderá fondos en el primer año de la implementación de la nueva fórmula, como lo solicitó el Gobernador de Illinois Bruce Rauner.

La iniciativa SB 231 fue enviada a la Cámara de Representantes para su consideración.

 

Leave a Comment