Home Editoriales En nombre de la verdad
En nombre de la verdad
0

En nombre de la verdad

0
0
Carlos Rojas
Carlos Rojas

Gracias por ser puntual a nuestra cita semanal  a través de Ultimas Noticias y con el agradecimiento de siempre. Hoy hablaremos sobre ese maravilloso elixir, aroma, energía, principio, naturaleza o fin como quiera llamarlo usted: el amor… Ese principio femenino universal que resplandece en cada piedra, en el lecho cantarín del arroyuelo, en la deliciosa montaña llena de arboles verdes, de vida, en toda la naturaleza…ese principio femenino resplandece en toda obra, en el ave que vuela taciturna y regresa a su nido para arrullar a sus hijos, en el pez que se desliza entre las profundidades del borrascoso ponto, entre las fieras más terribles de la naturaleza, ahí esta esa substancia de vida que llamamos amor…

En el ambiente flota una preocupación sobre el destino de la humanidad, tenemos que amar, saber amar y amarnos todos y amar a todo (dice el libro de libros que aquel que tiene entendimiento, entienda) no juzguemos para no ser juzgados…

La mujer es la fuente de la vida y pregunto ¿la hemos respetado? Muchos dirán que si y que bueno, porque existe aquel concepto de que solo los hombres pueden alcanzar la cristificacion, eso es totalmente falso porque Dios es mujer también, en nombre de la verdad hay que decir y con certeza que si Dios resplandece a través de las Cleopatras de la isla elefantina, que si Dios resplandece a través de las “ Vestales” de Egipto, de Persia, de Grecia, de Roma y de Siracusa, también resplandece gloriosamente a través de las mujeres de cada tiempo y de cada época y a través de la madre que arrulla al hijo en sus brazos…

Así que estamos hablando en nombre de la verdad para decirles que la mujer tiene los mismos derechos que el hombre o varón como queramos llamarlo. El hombre siempre ha pretendido ser más que la mujer pero la realidad es otra. Así que, en honor a la verdad, no podemos menos que sentir admiración ante el eterno femenino, admiración que debe manifestarse todos los días.

Hoy por hoy nosotros, la actual generación, al amor lo hemos tomado como un juego, diversión, conquista o al ahí se va… El amor es un milagro, el amor es la mejor religión asequible… Cuan noble es el ser amado, cuan noble es la mujer, cuando él y ella, en verdad están unidos por el vínculo del amor, la pareja se torna mística, caritativa, servicial. Imagínese que si todos los seres humanos viviesen enamorados, entonces sobre la faz de la tierra reinaría la felicidad, la paz, la armonía, la perfección.

Déjeme comentarles algo que les parecerá risible pero, una fotografía, un pañuelito  son detalles o cosas que provocan en el enamorado, estados de éxtasis y en tales momentos se siente comulgar con su amada, aunque los separen fronteras y grandes distancias. ¡Así es eso que se llama amor!

En este país y también en Europa existe una orden denominada ‘Orden del Cisne’ y todos los miembros o afiliados a esta orden estudian todos los procesos científicos relacionados con el amor y cuando la pareja descubre  estar realmente enamorada en su interior , en su organismo hay una transformación maravillosa, por eso nos referimos al eterno femenino como algo  resplandeciente en todo,  no solo en el espíritu de vida, no solo en las estrellas que se atraen y repelen de acuerdo con la ley de las polaridades. El eterno femenino resplandece también  dentro del átomo, dentro de los iones, de los electrones, de los protones… en nombre da la verdad resplandece en las partículas mas infinitesimales de todo eso que vibra y palpita en la creación.

El eterno femenino hace un compás maravilloso con el eterno masculino, para crear y volver a crear…..es el rayo que despierta las conciencias  adormecidas de los hombres. Este es el momento en que cada mujer levante con su diestra la antorcha del verbo para iluminar el camino de los varones… Esto no es todo hay mucho mas, pero por hoy solo me resta decirles gracias por leer Ultimas Noticias y recordarles que……  hay que amarlo todo …en nombre de la verdad.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *