Home Locales Festival Our Lady of Mt. Carmel… Fe, cultura, tradición e integración
Festival Our Lady of Mt. Carmel…  Fe, cultura, tradición e integración
0

Festival Our Lady of Mt. Carmel… Fe, cultura, tradición e integración

0
0

Monte Carmelo FestivalLa 121ª  edición del Festival ‘Our Lady of Mt. Carmel’ volvió a demostrar la integración cultural y comunitaria que se disfruta en Melrose Park, la ciudad más amigable para el inmigrante en Estados Unidos.

  El festival Our Lady of Mt. Carmel ha sido testigo de tres centurias diferentes (parte de1800, 1900 y lo que va del 2000)  integrando las diferentes comunidades del área a través de la fe, la devoción, la cultura y la tradición.

Lo que se inició como un festival exclusivo de la comunidad italiana, ha ido expandiendo lentamente su enfoque y acompasando su perspectiva a través del tiempo, para integrar a las nuevas comunidades de inmigrantes que conviven en Melrose Park, especialmente la mexicana, que es mayoría en el tejido social de la ciudad y del área.

Es por eso que es posible disfrutar hoy de una procesión de 45 cofradías donde 3, al menos, se identifican plenamente con la comunidad mexicana: Santo Toribio Romo, la Virgen de Guadalupe y San Miguel Arcángel.

Como dijo el Padre Miguel Álvarez, párroco de la Iglesia de Nuestra Señora de Monte Carmelo, “contamos con la presencia concreta de la comunidad mexicana en una procesión que tradicionalmente se había visto como de italianos para italianos. Ahora continúa la misma expresión de fe pero con la participación de todos aquellos que construyen nuestra iglesia, construyen nuestra comunidad parroquial y sin duda la participación de los mexicanos en esta procesión ha sido bastante significativa. No únicamente con Santo Toribio y con la virgen de Guadalupe, pero con San Miguel Arcángel y, por aquí, por allá, ya vemos que los rostros son latinos. Ir caminando y decir feliz día de la fiesta pues ya se reprodujo aquel ‘buona festa’ del italiano, creo que manifiesta la comunión en torno a María”.

“Es increíble que por 121 años la procesión se ha mantenido establecida como un momento de devoción a la virgen y a través de los años los rostros se han ido cambiando de quienes caminamos en la procesión, pero creo que la fiesta que se vive continúa llena de entusiasmo, de esperanza, llena de fraternidad… Me parece que ese crisol de razas que somos ahora en Melrose Park se ve congregado en torno a esta imagen de la virgen del Carmen y marchamos por las calles como una expresión no únicamente de devoción, pero me gustaría pensar de comunión con nosotros”, añadió el Padre Miguel.

El festival no solo se circunscribe a la procesión, sino que también se puede disfrutar de diferentes puestos de comidas y bebidas, un carnaval para los niños y un escenario donde desfilan diferentes artistas. Asimismo, durante la mañana del domingo personas llegadas desde diferentes ciudades y estados, cumplen con la tradicional y emocionante ceremonia denominada “los pasos de mi madre”, en la cual familias enteras visitan, desde tempranas horas, todos los lugares a los que su madre concurría en peregrinación a la Iglesia con el santo de su devoción, para luego si participar de la celebración de la procesión general.

Durante la marcha la procesión se detiene varias veces frente a diferentes casas, para que las familias puedan celebrar al santo preferido con una impresionante batería de cohetes que retumban en toda la ciudad con gran potencia. Es esta una forma de mantener la tradición de la peregrinación, ya que en sus inicios la cohetería se hacía sentir para saludar a la Virgen y se aprovechaba dicho momento para arrojar dinero a sus pies y agradecer los milagros obtenidos.

Celebración especial a Santo Toribio Romo

Este año la procesión se detuvo para honrar a Santo Toribio Romo en el 158 de la 22th Ave., que hace muchos años era la principal avenida de la ciudad, ya que otorgaba una salida a las vías del tren. La cohetería allí fue impresionante y la gente disfrutó el momento recordando las fiestas patronales de sus pueblos.

Hugo, por ejemplo dijo que “esto es impresionante. Es muy emotivo ser parte de este momento tan especial”.  A su vez Víctor, otro de los varios testigos del momento, señaló que, “es la primera vez que veo esto y es emocionante comprobar que la fe es muy grande. Se siente bien ver que, a través de este evento, se unen los pueblos”.

Más adelante José dijo que era “muy bonito” ver como se celebraba a Santo Toribio, a quien le pidió “trabajo y felicidad para toda la comunidad”.  Finalmente Raúl expresó que “es muy bonita la procesión en general y esta celebración a Santo Toribio es para que todos nos juntemos en este día”.

Disfrutar del festival, conociendo su rica historia, produce un gozo especial porque es mantener viva la tradición iniciada en 1894 y vigente hasta el día de hoy.  El festival tiene un inicio muy especial ya que Mrs. Emanuella De Stefano llegó a Estados Unidos alrededor de 1870 y compró una propiedad agrícola en la calle 25 y la North Ave.

En 1894 el esposo de la señora De Stefano se enfermó. Sus fervientes oraciones a Nuestra Señora de Monte Carmelo le devolvió la salud y, en acción de gracias, Emanuella recolectó fondos con sus amigos y encargaron al artista napolitano Raffelle Campa una réplica de la famosa estatua de Nuestra Señora del Monte Carmelo. La estatua llegó a la granja De Stefano y fue cuando se celebró la primera fiesta en Melrose Park con la nueva imagen de Nuestra Señora del Carmen el 16 de julio de 1894.

Para el primer aniversario de la Fiesta, en el año 1895, la señora De Stefano Compró dos lotes en la 24th Avenue, en el que se construyó la primera iglesia.

El Padre Miguel Álvarez dijo finalmente que la procesión, “es una de las expresiones más concretas de la sincronía de esfuerzos, de esa comunión de proyectos, que existe en Melrose Park. Vemos el gobierno, la comunidad civil, vemos la iglesia, caminando por las calles como una manera de manifestar a todos que lo importante es la unidad, más allá de las dificultades que se pueden encontrar aquí y allá. La unión que promueven estos eventos tiene que ser algo en que sostenernos a lo largo de la historia”.

“Quisiera aprovechar este momento para continuar construyendo una comunidad sólida, enraizada en valores familiares, religiosos, cívicos, que sean capaces de promover el bienestar en general y hacer de Melrose Park un espacio donde caben todos”.

La Federación Jalisciense del Medio Oeste  tomó la iniciativa de participar en la procesión de la iglesia de NuestraSeñora de Monte Carmelo, como una forma más de integración y para mantener y dar a conocer sus tradiciones.

En el 2010 FEDEJAL trajo desde Jalisco la imagen de Santo Toribio para participar en dicha procesión ya que es el Santo mexicano protector de los migrantes.

En el 2011 el Cardenal de Guadalajara, Monseñor Juan Sandoval Iñiguez, bendijo la imagen y el altar de Santo Toribio en una Misa solemne y, al mismo tiempo, FEDEJAL trajo una reliquia de Santo Toribio Romo, la cual está en la Iglesia de Nuestra Señora de Monte Carmelo.

 

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *