Home Editoriales Carlos Rojas Lenguaje sin palabras
0

Lenguaje sin palabras

0
0
Carlos Rojas
Carlos Rojas

Lenguaje sin palabras… riendo y sonriendo los saludo con gusto y con mucho amor Gracias por estar aquí leyendo Ultimas Noticias, gran medio de comunicación y agradeciendo día a día su preferencia a clientes y lectores en el del medio oeste

La risa, hoy hablemos de la bendita risa. La risa, a pesar de ser placentera es una terapia que nos lleva a una descarga emocional y alivia las tensiones, sus efectos son benéficos, se ha comprobado que reír tiene propiedades curativas… así que ahí está el remedio.

Lo siento por los doctores, pero nuestra salud y felicidad valen mucho y la de nuestra familia también así que todos, todos, a sonreír, a reír, a ser felices…

Algunos estudios demuestran que la risa varía en función del género: las mujeres tienden a reírse de una forma más cantarina, mientras que los hombres tienden a reírse bufando o gruñendo.

De entre las señales emocionales, la sonrisa es la más contagiosa de todas y el hecho de sonreír alienta los sentimientos positivos. Al igual que la risa propiamente dicha, la sonrisa es innata y los niños sordos y los ciegos sonríen.

Suele aparecer a las seis semanas de vida y constituye el primer lenguaje del ser humano. Inicialmente es un comportamiento físico y paulatinamente va evolucionando hasta convertirse en una conducta emocional.

La autoinducción del gesto de sonreír puede mejorar nuestro estado de ánimo. Otra propiedad es la de inducir una elevación de la actividad de las células NK y mejorar así nuestro estado inmunológico. ..

¿Verdad que vale la pena reír o sonreír? entonces ya no sea amargado ni ande con cara de limón amargando la vida de los demás En función de la fuerza con que se produce, la risa puede variar tanto en su duración como en su tono y características. Así, usamos distintas palabras para describir lo que consideramos diferentes tipos de risa: chasquido, carcajada, risotada, risita, risa despectiva, desesperada, nerviosa, equivoca…

Otros tipos: caquino, cascabeleo, risa malvada, hipido… como sea aquí lo importante es conseguir salud, felicidad y confort. Y qué mejor que riendo… además reír no causa impuestos. El doctor Galeno dice que el utilizaba la risa como terapia y que en algunos casos como dosis de medicina, buscaba provocar ataques de risa en sus pacientes… pero cuidado, todo tiene que ser dosificado, porque también puede desembocar en resultados no deseados. Eso decía Quintiliano que tiene que ser con prudencia y con cuidado…

El gran Voltaire también deseaba morir riendo y el filósofo Estoico Crisipo murió de esa manera: de un ataque de risa, según cuenta Diógenes de Laercio.

La risa puede inducirse estimulando el núcleo subtalamico y se ha comprobado en pacientes con enfermedad de Parkinson. Un trabajo reciente hecho por Itzhak Fried et al., de la Universidad de California, ha permitido localizar una zona del cerebro llamada área motora suplementaria que, al estimularse por medio de electrodos, produce la sonrisa y, con una estimulación más intensa, la risa a carcajadas. El área motora suplementaria es una zona muy cercana al área del lenguaje. Este mecanismo se descubrió de forma accidental mientras se trataba a una joven con epilepsia… Dios bendiga a los investigadores que lo hacen por el bien de la humanidad y bendiga más a los que no lo hacen… A ustedes gracias por leer Ultimas Noticias y por favor sonrían, ríanse de nada, o de todo… hablen sin hablar el lenguaje sin palabras.

tags:

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *