Home Tema Central Ser ateo está de moda
0

Ser ateo está de moda

0
0
cruz
cruz

Bajo el lema de “mejorar la condición humana a través de lainvestigación racional, el pensamiento crítico y creativo y el método científico”, el ateísmo gana adeptos y parece haberse puesto de moda en el siglo XXI…


¿Cuál son las causas porque el ateísmo gana terreno en el mundo? ¿Es por la falta de respuestas que el ser humano encuentra en las religiones?, ¿Por la educación moderna que se le da a los jóvenes, proponiendo la Teoría de la Evolución y el cientificismo como  una realidad irrevocable que no admite espíritu sino solo materia?¿O es una moda que se ha instalado en la sociedad como una forma más de protesta?  Lo cierto es que, más allá de cualquier respuesta que podamos tener, definitivamente el mundo se ha polarizado entre creyentes y no creyentes, dejando una delgada línea en el medio donde se ubican los autodenominados agnósticos…

Las cuatro grandes corrientes de pensamiento que dominan el mundo se pueden definir de la siguiente manera:

Teísmo: (del griego theos, “dios”) la creencia de que existe un Dios que ha creado el mundo e interviene en él, a veces contactando con los seres humanos.

Deísmo: (del latín deus, “dios”) la creencia de que el mundo fue creado y “puesto en marcha” por un dios, personal o impersonal, indiferente, que no interviene en él sino que lo observa. Es el Dios en que creía Newton.

Agnosticismo: (del griego gn?sis, conocimiento) es aquella postura que considera inaccesible para el ser humano todo conocimiento de lo divino y de lo que trasciende o va más allá de lo experimentado o experimentable.

Ateísmo: (del griego a-, prefijo negativo y teísmo) la no creencia en la existencia de Dios, o la creencia de que Dios no existe y no puede existir. Generalmente se asocia con un descreimiento en todo lo sobrenatural y en entidades personales por encima de los humanos.

Richard Dawkins, biólogo evolutivo británico y uno de los principales defensores del ateísmo, conocido por su beligerancia antirreligiosa y que  ha escrito el libro “La Falsa Ilusión de Dios”, un manifiesto sobre la no existencia de un creador divino, aboga por una nueva militancia que defienda el derecho de las personas a expresar libremente el hecho de no creer en Dios y que esto se traduzca en una mayor presencia de los no creyentes en la sociedad. A su vez el filósofo español José Ferrater Mora se refiere al Ateísmo del siguiente modo: Ser ateo es negar que haya Dios, negar que haya dioses, negar que haya alguna realidad que pueda llamarse divina, o todas estas cosas a un mismo tiempo.

Muchas personas del movimiento ateísta creen, como Dawkins, que hay que avanzar y mostrarle a la sociedad su doctrina y es por eso que, por ejemplo, la semana pasada en el Reino Unido abrió un campamento de verano un tanto particular: a Dios no le está permitido entrar. Camp Quest es el primer campamento pensado para jóvenes de padres ateos. La idea es fomentarles el pensamiento crítico a niños de entre 7 y 17 años y que disfruten un campamento “libre de dogmas religiosos”.

El Reino Unido ya había mostrado estar a la vanguardia de estos movimientos cuando el año pasado los tradicionales autobuses de Londres empezaron a circular con un llamativo afiche:

“Probablemente Dios no existe, así que deja de preocuparte y disfruta tu vida”, podía leerse. La campaña atea fue organizada por la Fundación Humanista Británica y apoyada por Dawkins. La idea fue imitada en algunas ciudades españolas, con Barcelona a la cabeza.  El promotor fue Albért Riba, Presidente de la Unión de Ateos y Librepensadores de España, que agrupa a siete asociaciones en todo el país.

Dawkins ha emprendido sus campañas  porque, “los ateos son más numerosos que lo que la mayoría de la gente piensa”. Pero no se trata solamente de darse a conocer, la idea es tener voz y voto en las discusiones sobre aspectos fundamentales en la sociedad. Así como cuando se hacen consultas para resolver dilemas se llama a grupos religiosos para que participen en el debate, cada vez más personas en el mundo están señalando que hace falta el punto de vista de quienes no tienen a un Dios como punto de referencia de su código moral. Esto, además de asuntos más pragmáticos: tradicionalmente las religiones han tenido un monopolio cuando se trata de acompañar a la gente en momentos cruciales de su vida. Los ateos están buscando una alternativa que les pueda ofrecer, a quienes piensan como ellos, una alternativa que no choque con su forma de pensar. Se trata, por ejemplo, de hacerle fácil a una familia en duelo marcar el momento con algún tipo de ceremonia que no les genere un problema moral.

¿Qué ocurre con el ateísmo en Estados Unidos y Sudamérica?

El American Religious Identification Survey (estudio de identificación religiosa americana) ARIS 2008 organizado por el Trinity College de Connecticut muestra los cambios en la identificación religiosa de los estadounidenses durante las dos últimas décadas.

Las encuestas fueron realizadas entre febrero y noviembre del 2008 a una muestra de 54,461 personas entrevistadas en inglés o español. El estudio del 2008 incluyó una pregunta sobre la creencia en la existencia de Dios. “Respecto a la existencia de Dios, usted piensa que”: No existe 2,3%, No hay forma de saber 4,3%, No estoy seguro 5,7%, Existe un gran poder, pero no un Dios personal 12.1%, Definitivamente hay un Dios personal 69,5%, Rehusaron responder 6,1%.

Es sorprendente el gran porcentaje de estadounidenses que tienen una concepción deísta o pagana sobre la divinidad, un 12%, y un poco menos del 70% creen el concepto tradicional de un Dios personal. Como esta pregunta no se realizó en los dos estudios anteriores no se puede comparar la evolución estadística de estas creencias.

Los cristianos sin denominación específica, es decir aquellos que se dicen cristianos pero no asisten a ninguna iglesia, se ha duplicado, especialmente desde el 2001 y ya suman el 15% de la población. Estos cristianos sin afiliación ya son el cuarto grupo más numeroso, después de los católicos (26%), los bautistas (15%) y los protestantes históricos 18%.

En Latinoamérica la región cuenta con las dos mayores feligresías católicas del mundo: Brasil y México. Y otras religiones también mantienen una sólida presencia, sin embargo, en una zona tradicionalmente fértil para la creencia divina, el movimiento ateo avanza, lentamente y ya cuenta con algunas organizaciones e iniciativas.
El “Manual de Ateología”, escrito por 16 personalidades que niegan o dudan de la existencia de Dios se convirtió en un éxito de ventas en Colombia, un país donde el 90% de la población se declara cristiana. En tanto, en Argentina, el año pasado se organizó el primer congreso de ateos.

Fernando Lozada, presidente del Congreso Nacional de Ateísmo, delegado de la Asociación Civil de Ateos en Argentina y promotor del evento, dijo que “ahora la gente se anima más a decir que es ateo. La gente se anima a luchar por sus derechos, pero estamos en los inicios”.

Lozada explicó que se busca, entre otras cosas, “lograr que el ateísmo no sea mal visto en la sociedad, que logre el respeto como cualquier otra ideología o religión”. Lozada, que había sido bautizado y renunció, aseguró que “las leyes estén influenciadas por una moral católica no es totalmente democrático, hace que haya que militar políticamente, no en el sentido partidario proselitista, sino social”…

Campamentos, autobuses y manuales… los ateos empiezan a mostrar su fervor… por eso lo del título: parece que ser Ateo está de moda o ¿estamos verdaderamente  ante un nuevo movimiento?

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *