Siete por ciento de la población en México padece asma

El 80 por ciento de los adultos que padecen esta enfermedad manifestaron síntomas desde los primeros cinco años de vida.

En México alrededor de siete por ciento de la población sufre de asma, una enfermedad incurable de las vías respiratorias, pero que con tratamiento adecuado es controlable, lo que le permite a quien la padece realizar sus actividades cotidianas.

La doctora María del Carmen Cano Salas, adscripta al Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), afirmó que resulta fundamental que el paciente no interrumpa los cuidados médicos ni los altere, porque eso provoca crisis asmáticas que llegan a requerir hospitalización.

Precisó que durante el embarazo tampoco debe suspenderse el tratamiento, ya que si se manifiesta una crisis en este período, podría disminuir la oxigenación al feto y afectar su crecimiento.

Los pacientes con esta enfermedad, argumentó la neumóloga, también pueden sufrir alteraciones en el estado de ánimo como depresión, sentimiento de culpa, ansiedad o estrés, debido a que se sienten incapaces de realizar actividades de la vida cotidiana.

La especialista del INER explicó que el asma es una enfermedad congénita, es decir, quien la padece nace con ella, debido a que se ha encontrado que alrededor del 80 por ciento de adultos que la padece, presentaron síntomas desde los primeros cinco años de vida.

Indicó también que este padecimiento puede detectarse clínicamente desde el primer año de vida o a partir de los cuatro años de edad, mediante el estudio llamado espirometría.

El asma, se caracteriza por la inflamación de los bronquios y la reducción del músculo que los conforma, además de la producción de una gran cantidad de moco, los principales síntomas son: dificultad para respirar, tos, ruido o sibilancia al pasar el aire y dolor u opresión en el pecho.

Esta sintomatología se presenta de manera variable en frecuencia y gravedad y el tratamiento varía de acuerdo con la edad del paciente. Sin embargo, por lo general, se utilizan los mismos métodos y medicamentos pero en diferentes dosis, deben utilizarse a diario o en caso de alguna crisis.

La especialista en asma recomendó a los pacientes con esta enfermedad usar de manera correcta los inhaladores para que la medicina funcione adecuadamente, así como tratar y atender las comorbilidades como la diabetes, la obesidad y las alergias y vacunarse cada año contra influenza y neumococo.

Asimismo, sugirió evitar exponerse a factores de riesgo como humo de cigarro y el polvo.

La doctora Cano Salas informó finalmente que en las diferentes instituciones de la Secretaría de Salud se llevarán a cabo actividades académicas en pro de los pacientes con asma. En el INER, dijo, se realizarán talleres y cursos para enfermos y familiares.

Leave a Comment