Home Editoriales Trabajemos unidos que ¡Si se puede!
0

Trabajemos unidos que ¡Si se puede!

0
0
Carlos Rojas
Carlos Rojas

¡Cada día trae lo suyo y cada día es nuestro! si, ¡es nuestro y tenemos que creerlo! Podemos expresar: este día es mío, porque en mi está toda la fuerza y el poder del mundo. Esto tenemos que decirlo con la certeza  de que es así al despertarnos, porque es un desayuno espiritual tan

poderoso. Parece lejano pero solo hay que dar el primer paso y no dejar de caminar, para que veamos la diferencia y los grandes cambios que serán el resultado de esta perseverancia….

Bueno, digo esto porque este 15 de diciembre se propuso un proyecto de  reforma migratoria y se vislumbra una esperanza de alcanzarla si trabajamos fuerte, si mandamos mensajes electrónicos  o  emails, si hacemos llamadas telefónicas, si pensamos conscientemente  que hay mucha gente que vive la angustia de no ser documentados en este país y que de forma inesperada pueden verse separados de sus familias… ¿verdad que sería triste?

Esta semana estuve en una reunión donde todos los presentes eran migratoriamente hablando gente con documentos legales para vivir en este país y noté su gran preocupación deseando que se logre esta reforma migratoria  y que no hay tiempo que perder… Tenemos todos, documentados e indocumentados que hacer el esfuerzo por alcanzar este logro…  hemos visto como muchas personas que ya están bien , no quieren mover ni un solo dedo en favor de los hermanos que no tienen documentos legales para estar  en este país … hemos encontrado o escuchado  a quienes dicen ….yo estoy bien no tengo por qué preocuparme, toda mi familia está bien, todos tienen papeles legales …. No seamos indiferentes, no seamos envidiosos, no seamos inhumanos,  algún día también sufrimos,  entonces evitemos esto y si podemos ayudar  a colaborar hagámoslo…

Esto va, sea cual sea su religión, para aquel que puede y no quiere el bien para su semejante … esto  tiene sabiduría como oro: No hagas a nadie lo que no quieras para ti, porque si podéis hacer el bien y no lo hacéis , en verdad os digo que estos , ya tienen  su recompensa …

De estas cosas migratorias yo entiendo poco o casi nada, pero mi Ser me pide, que los invite a que unamos fuerzas y si logramos esto creceremos  todos en todo… tenemos que dejar las sombras, perder el miedo o lo que sea para decidirnos en usar nuestro poder, nuestra voz y el gran valor que muchos reconocen en nosotros y que nosotros no nos hemos decidido por demostrárnoslo a nosotros mismos.

Aquí cabe aquello de que el tiempo es oro, entonces usemos nuestro oro, y  ganémosle  tiempo al tiempo. Necesitamos apoyarnos y hacer por nuestros hermanos, cosa que estaremos haciendo por nosotros mismos… Reconozcamos que todos somos iguales, que todos somos humanos, que todos merecemos una vida digna, tranquila y confortable, es como jugar o trabajar en equipo y si así lo hacemos,  todos saldremos ganando…

Tenemos que perseverar,  tenemos que insistir,  una y otra y otra vez y muchas veces, hasta que les hagamos sentir y reconocer que realmente necesitamos y nos urge esta reforma migratoria… Desde ya empecemos a trabajar quizá tengamos  90 o 120 días,  pero trabajar con conciencia en busca de lo que se nos ha negado, quizá porque no hemos sido lo suficientemente perseverantes

Si no trabajamos al ritmo de que si se puede,  la oportunidad podría  dejarnos  solos y tocar nuestra puerta… quien sabe hasta cuándo.

Hay una puerta por donde se filtra una luz, así que busquemos abrirla…..aquí se juntan, se fusionan,   aquello de: ¿Nos harán caso? ¿Se podrá? ¿Lo lograremos?  Tenemos que apostarle con todo… tenemos que imaginar como una comunión entre el día y la noche, una fusión del día en la noche donde cada uno parece  que se  olvidan,  el uno del otro, así nosotros estamos prontos y cerca de fundirnos en un abrazo de triunfo… estamos seguros que será un brillante final,  el sol brilla en nosotros y brillara para nosotros, pero tendremos que usar toda nuestra inteligencia y determinación para alcanzar  la tan anhelada reforma migratoria… Apoyémonos todos como uno solo, pensemos en romper las barreras del ego y la apatía ya que si logramos esto, nos llevara al sendero de la unidad y unidos  alcanzaremos el triunfo…. Así que unamos fuerzas y  voluntades porque está a punto de amanecer, trabajemos por la reforma migratoria y estaremos respirando una vida con más tranquilidad, lograremos una felicidad personal y también a nivel de comunidad…  Tenemos que sentir dentro de nosotros, lo que nos pide la tierra que dejamos un día con la esperanza de volver  y de este modo sentiremos la sabiduría que existe en todos nosotros…  Así que  a trabajar que ¡si se puede!

tags:

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *