Cámara de Representantes iniciará proceso para juicio político contra el Presidente Donald Trump

La presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi anunció esta semana el inicio de una investigación formal para juicio político en contra del presidente Donald Trump.

La Cámara de Representantes iniciará una investigación formal para un juicio político al presidente, Donald Trump, tras reportes de que solicitó ayuda extranjera para desprestigiar a un rival, provocando un enfrentamiento entre el Congreso y la Casa Blanca antes de las elecciones de 2020.

“Anuncio hoy que la Cámara de Representantes inicia de manera oficial el proceso de juicio político”, apuntó Pelosi en una declaración a la prensa, después de reunirse con los miembros Demócratas de la Cámara de Representantes.

La investigación se centra en si el Presidente Donald Trump abusó de su autoridad y buscó ayuda de un gobierno extranjero para su campaña de reelección. Pelosi dijo que sus acciones representarían una “traición a su juramento” y declaró: “Nadie está por encima de la ley”.

Apenas la presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi hubo terminado de anunciar el proceso de juicio político, el Presidente Trump inició una serie de ataques al anuncio a través de Twitter.

El presidente estimó que un eventual proceso de destitución en su contra tendría un impacto electoral positivo para sus intereses. “Todos dicen que sería positivo para mí en las elecciones”, declaró Trump, que en noviembre de 2020 optará a conseguir su reelección por otros cuatro años. “Una cacería de brujas basura”, señaló el mandatario sobre el anuncio de la Cámara de Representantes.

“Los estadounidenses merecen funcionarios electos que se centren en cuestiones claves para mejorar las vidas de las familias, fortalecer nuestras comunidades, hacer crecer nuestra economía y mantener a nuestro país seguro”, dijo la Casa Blanca en respuesta al anuncio de Pelosi en un comunicado. “Lejos de todo el trabajo y los resultados de este presidente, los Demócratas de la Cámara de Representantes han destruido cualquier posibilidad de progreso legislativo para el pueblo de este país al continuar concentrando toda su energía en ataques políticos partidistas”.

“Sus ataques contra el presidente y su agenda no solo son partidistas y patéticas, sino que están en incumplimiento de su deber constitucional”, agregó.

La Casa Blanca dijo finalmente en el comunicado que el gobierno continuará exponiendo los hechos y defendiendo “a los muchos hombres y mujeres olvidados que lo eligieron”.

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes y máxima referente del Partido Demócrata, considera que los elementos del caso que trascendieron gracias a un informante y la negativa de la Casa Blanca a entregar información, son causa suficiente para abrir una investigación formal que puede terminar con el juicio político.

Un juicio político contra un presidente a menudo se malinterpreta como su destitución. Realmente significa que la Cámara de Representantes ha votado a favor de presentar uno o más argumentos de pedido de juicio político y hacer que el proceso avance. Ningún presidente estadounidense ha sido destituido por juicio político. La Constitución da a la Cámara de Representantes la única facultad para “declarar que hay lugar a proceder en los casos de responsabilidades oficiales” y al Senado el “derecho exclusivo de juzgar sobre todas las acusaciones por responsabilidades oficiales”.

Comments are closed.