El Departamento de Salud Pública de Illinois compartió consejos para prevenir el envenenamiento por plomo

El envenenamiento por plomo es uno de los riesgos de salud ambiental más frecuentes y evitables y se sabe que contribuye a las discapacidades de aprendizaje, retrasos en el desarrollo y problemas de comportamiento.

El Departamento de Salud Pública de Illinois compartió algunos consejos para prevenir el envenenamiento por plomo durante la Semana Nacional de Prevención de la Intoxicación por Plomo. IDPH quiere, de esta manera, crear conciencia sobre el peligro de exposición al plomo y educar a los padres sobre cómo reducir la exposición al plomo en su entorno, prevenir sus graves efectos sobre la salud y comprender la importancia de evaluar a los niños. El envenenamiento por plomo es uno de los riesgos de salud ambiental más frecuentes y evitables y se sabe que contribuye a las discapacidades de aprendizaje, retrasos en el desarrollo y problemas de comportamiento.

“No existe un nivel seguro de plomo en el cuerpo. Los niños expuestos al plomo tienden a sufrir complicaciones de por vida que afectan su capacidad de pensar, aprender o comportarse”, dijo la Dra. Ngozi Ezike, directora de IDPH. “Durante la Semana Nacional de Prevención del Envenenamiento por Plomo, animo a las personas a aprender cómo identificar los peligros del plomo en sus hogares y las formas de reducirlos o eliminarlos”, agregó.

El nivel de intoxicación infantil por plomo en Illinois sigue siendo uno de los más altos de la nación. En 2018, más de 12,000 niños examinados tenían niveles de plomo en la sangre superiores a 5 µg / dL, el nivel de intervención recomendado por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades y requerido por la Ley de Prevención de Envenenamiento por Plomo de Illinois (LPPA).

La ley de Illinois exige que todos los niños de seis años o menos sean evaluados por riesgo de plomo. Los médicos deben realizar una prueba de plomo en sangre para los niños que viven en áreas de alto riesgo o cumplen con otros criterios de riesgo determinados a través de un cuestionario de riesgo infantil administrado por un proveedor de atención médica.

La fuente más común de exposición es por el deterioro de pintura a base de plomo, que fue utilizado en muchas casas construidas antes de 1978. Los niños pueden exponerse al tragar o respirar el polvo de plomo creado por la pintura vieja que se ha pelado, agrietado o astillado, comiendo pedazos de pintura o masticando superficies cubiertas con pintura a base de plomo, como los alféizares de las ventanas. Si vive en una casa construida antes de 1978, se puede contratar a un inspector certificado o un evaluador de riesgos para que la revise en busca de pintura a base de plomo o riesgos de pintura a base de plomo.

El plomo también se puede encontrar en el agua potable. Las fuentes más comunes de plomo en el agua potable son las tuberías, grifos y accesorios de plomo.

La exposición al plomo puede reducirse significativamente tomando precauciones simples en la casa. Estos incluyen lo siguiente:

  • Limpieza de virutas de pintura y pintura descascarada.
  • Lavar los pisos, las encimeras y los alféizares de las ventanas semanalmente con agua y jabón.
  • Usar medidas de seguridad adecuadas al renovar o remodelar su casa, como rociar con agua superficies pintadas antes de raspar o lijar y usar láminas de plástico para capturar cualquier residuo generado.
  • Asegurarse de que los niños y las mujeres embarazadas no entren en un área de trabajo hasta que se completen las renovaciones y el área haya sido limpiada a fondo.
  • Lavar las manos, la boca, la cara y los juguetes de un niño con frecuencia.
  • Testear su agua para detectar plomo. Si se detecta plomo, deje correr el agua fría durante varios minutos por la mañana antes de usarla para beber, cocinar o mezclar la fórmula infantil en caso de que haya tuberías de plomo o soldadura. Solo use agua fría para cocinar.
  • Consumir una dieta equilibrada, baja en grasas y rica en calcio y hierro, puede ayudar a reducir la absorción de plomo.

Los objetivos principales del Programa de plomo de Illinois incluyen la prevención de la exposición al plomo a través de campañas de educación comunitaria y conciencia pública, la identificación de niños expuestos al plomo y la provisión de intervenciones rápidas para reducir los niveles de plomo en la sangre para mejorar los resultados de salud y desarrollo.

Para obtener más información sobre la prevención del envenenamiento por plomo, visite el sitio web de IDPH: www.dph.illinois.gov.

Los comentarios están cerrados.