Preocupa a nivel mundial gestión de residuos durante la pandemia de COVID-19

Preocupa a nivel mundial las prácticas de gestión de desechos en instalaciones de atención médica, hogares y lugares de cuarentena que alojan a personas con casos confirmados o sospechosos de COVID-19.

El impacto de la pandemia de COVID-19 está cambiando la forma en la que vivimos, de un día para otro. Si bien las intervenciones nacionales y locales se centran en gran medida en proteger la vida de las personas y las economías, la gestión de desechos peligrosos también debe considerarse un factor esencial con el fin de minimizar a largo plazo los riesgos para la salud humana y ambiental.

La nueva publicación ‘Gestión de residuos durante la pandemia de COVID-19: de la respuesta a la recuperación’, revisa las prácticas actuales de gestión de desechos en instalaciones de atención médica, hogares y lugares de cuarentena que alojan a personas con casos confirmados o sospechosos de COVID-19.

El informe, elaborado conjuntamente por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, el Instituto para las Estrategias Ambientales Globales y el Centro Internacional de Tecnología Ambiental, considera varios enfoques, identifica las mejores prácticas y tecnologías y ofrece recomendaciones para profesionales y responsables de la formulación de políticas sobre cómo mejorar la gestión de desechos a largo plazo.

Tras recabar información a partir de numerosas consultas, el reporte presta especial atención a los países y ciudades en desarrollo que pueden carecer actualmente de una gestión de residuos adecuada. Conscientes de las condiciones locales, se identifican prácticas que son operativa y técnicamente plausibles y se incluyen formas de adaptar los protocolos y prácticas existentes, tanto en las etapas de emergencia como de recuperación.

Este informe proporciona información práctica, sugerencias y directrices sobre gestión de residuos sanitarios (HCWM) y Gestión de Residuos Sólidos Municipales (MSWM) dada las restricciones y limitaciones impuestas por la actual pandemia, incluida la falta de recursos humanos, tecnologías, equipo y fondos.

El informe también presenta varias prácticas, incluidas las mejores opciones disponibles para consideración inmediata, así como aquellos para la gestión sostenible de residuos sanitarios en el futuro, con especial atención a los países en desarrollo.

Los comentarios están cerrados.